Hera (nombre romano: Juno) es la esposa de Zeus y reina de los antiguos dioses griegos. Aunque siempre fiel a sí misma, Hera era más famosa por su naturaleza celosa y vengativa, dirigida principalmente contra los amantes de su marido y su descendencia ilegítima.

Relaciones familiares

En la mitología griega, Hera era hija de Cronos y Rea, y madre de Ares (dios de la guerra), Hebe (diosa de la juventud) y Eileithyia (diosa del parto), todos con Zeus. Hera también dio a luz sola a Hefesto (dios de la metalurgia) en represalia por el nacimiento de Atenea, igualmente sin ayuda de Zeus. Sin embargo, Hera arrojó a Hefesto del Monte Olimpo debido a su fealdad, y al estrellarse contra la tierra, el dios quedó cojo. En otros relatos, Zeus arrojó a Hefesto del cielo precisamente por su cojera. En cualquier caso, Hefesto le guardaba rencor a su madre e incluso la encarceló en un trono especial. Hera solo fue liberada del dispositivo prometiéndole a su hijo la mano de Afrodita en matrimonio.

Las infidelidades de Zeus

Hera luchó constantemente con la infidelidad de su esposo Zeus y, a menudo, se vengó rápidamente.

Hera luchó constantemente con la infidelidad de su marido y, a menudo, se vengó rápidamente. Leto fue tan castigado a través de Hera prometiendo maldecir cualquier tierra que le diera refugio a la diosa embarazada. Solo después de meses de vagabundeos pudo Leto encontrar un lugar (Delos) para dar a luz a su hijo, el dios Apolo. Incluso entonces, Hera hizo que su hija Eileithyia prolongara el parto a nueve meses.

En varias versiones, un mito muy popular involucraba a Hera, Zeus e Io. En algunos relatos, la reina de los dioses convirtió a Io, que era una de sus propias sacerdotisas y ex princesa de Argos, en una vaca para disuadir los avances de Zeus, pero en otras versiones, fue Zeus quien convirtió a la niña en una vaca blanca. , ya sea para reunirse en secreto con ella o para persuadir a Hera de que él no estaba realmente interesado en Io. Sin embargo, Hera descubrió su cortejo, tomó la custodia de la vaca. y puso al Argos de cien ojos para protegerla. Zeus luego empleó a Hermes para adormecer a Argos y matarlo. En memoria, Hera puso sus 100 ojos en las alas de un pájaro: el pavo real. Finalmente, para no quedarse atrás, Hera envió un tábano para molestar continuamente al desafortunado Io.

Otras víctimas de los celos de Hera fueron Semele, quien fue engañada por Hera para que le pidiera a Zeus que se revelara en todo su esplendor divino y la vista la destruyó de inmediato. Calisto fue otra de las amantes de Zeus que atrapó la ira de Hera cuando se convirtió en un oso y Artemis la cazó. Zeus, con lástima, la convirtió más tarde en una constelación, el Oso.

Hera hizo todo lo posible para vengarse de la infidelidad de Zeus con Alkmene, principalmente centrando su ira en su hijo Hércules. Hera retrasó su nacimiento para que su primo Euristeo pudiera reclamar el trono de Tirinto, envió dos serpientes para matar al niño mientras dormía, provocó que el héroe se volviera loco y matara a su propia esposa e hijos, y Euristeo asignó al héroe sus doce labores. , que siendo tan peligroso, esperaba que fueran fatales. También puso a la Hidra de Lerna contra los habitantes de la ciudad natal de Hércules y a las Amazonas contra el héroe cuando éste fue en busca del cinturón de Hipólita. Hera también fue responsable de algunos de los monstruos feroces que Hércules tuvo que luchar: el león que aterrorizó a Nemea y el dragón Ladon que protegió los manzanos sagrados de la diosa, un regalo de bodas de Gaia. Sin embargo, otro héroe panhelénico, que recibió el favor de Hera, fue Jason, de la fama del Vellocino de Oro. El héroe había ayudado a la diosa sin saberlo cuando estaba disfrazada de anciana y quería cruzar un río peligroso, y prometió estar siempre a mano en cualquier momento de necesidad.

¿Historia de amor?

Regístrese para recibir nuestro boletín semanal gratuito por correo electrónico.

Finalmente, dos víctimas más de la reina de los dioses fueron Ixion, quien fue atado a una rueda que siempre giraba en el Hades como castigo por su intento de seducción de Hera, y Tityos, quien fue castigado por la misma indiscreción al ser encadenado a una roca. y que un buitre le comiera el hígado todos los días.

La guerra de Troya

Hera fue una de las principales protagonistas de la historia de la guerra de Troya como se cuenta en Homer's Ilíada. La diosa apoya a los aqueos y frecuentemente conspira con otras deidades para traer la caída de Troya, ya que nunca perdonó al príncipe troyano París por elegir a Afrodita por encima de ella como la diosa más hermosa. En el Ilíada, Hera menciona tres ciudades particularmente queridas para ella: Argos, Esparta y Micenas (o Mykene). También se nos dice que cuando era niña fue criada por Océano y Tetis mientras Zeus luchaba con Cronos. Homero suele describir a Hera como "de brazos blancos", "ojos de buey" y "Hera de Argos". Hesíodo, en su Teogonia, describe de manera similar a Hera como: 'de Argos' y más frecuentemente como 'sandalias doradas'.

Sitios sagrados

Hera era la patrona de Argos, que poseía un santuario para la diosa desde mediados del siglo VIII a. C. También tenía un templo dedicado a ella en Olimpia (650-600 a. C.), y Tirinto fue un importante centro de culto a la diosa en el siglo VII a. C. La isla de Samos, en algunos relatos el lugar de nacimiento de la diosa, había sido un centro de culto a la diosa desde el período micénico a mediados del segundo milenio a. C., y se creó un centro importante a partir del siglo VIII a. C. que prosperó hasta la época romana. Hera era muy estimada en Elis, donde las monedas representaban a la diosa en los siglos V y IV a. C. En toda Grecia, las competiciones deportivas para mujeres, el Heraia, se llevaron a cabo en honor de Hera, al igual que los festivales anuales de matrimonio (hierogamia) cuando las parejas recrearon el matrimonio de Zeus y Hera.

Representación en el arte

Como una de las deidades más importantes, Hera fue, naturalmente, una figura prominente en el arte griego antiguo, particularmente en la cerámica ática de figuras rojas y negras. Sin embargo, sin atributos específicos, a menudo es difícil distinguirla de otras diosas. La mayoría de las veces está sentada en un trono y, a veces, lleva una corona (polos), sostiene un cetro real y usa un velo de novia. En ocasiones también se la representa sosteniendo una granada, un símbolo tradicional de fertilidad. Otras asociaciones incluyen el pavo real, símbolo del orgullo, y el cuco, la forma que Zeus tomó por primera vez cuando cortejó a Hera, que según los informes la diosa tenía como mascotas en el Monte Olimpo, y finalmente, con la flor de lirio.

Hera como Roman Juno

En la cultura romana, la diosa vivía como Juno, aunque principalmente representaba la buena familia y los atributos del matrimonio fiel de Hera en lugar del celoso vengador de la infidelidad. Juno fue uno de los dioses romanos más importantes junto con Júpiter y Minerva; de hecho, también era la patrona de la propia Roma. El anual Matronalia era un festival celebrado en su honor en junio, el mes que llevaba su nombre y el período considerado como el momento más propicio para casarse en la cultura romana.


Hera (cohete)

Hera es un misil objetivo para pruebas de desarrollo de sistemas de defensa antimisiles como Terminal High Altitude Area Defense y Patriot PAC-3.

En 1992, el Comando de Defensa Espacial y de Misiles del Ejército de los Estados Unidos otorgó el contrato de Objetivos de Defensa de Misiles de Teatro (TMD) a Coleman Aerospace con Space Vector y Aerotherm como subcontratistas. Coleman desarrolló Hera usando la segunda y tercera etapas del Minuteman II y la sección de guía del Pershing II. El Programa de Lanzamiento de Sistemas de Cohetes en el Destacamento 12, Centro de Sistemas Espaciales y de Misiles de la USAF, proporcionó servicios de gestión de programas técnicos relacionados con la eliminación del sistema de control del vector de empuje de inyección de líquido de las segundas etapas retiradas del MMII en favor de un sistema de sellado flexible que permite un control de vuelo robusto desde lanzar para quemar. El primer lanzamiento fue el 24 de abril de 1995 en White Sands Missile Range.

Debido a su alcance, Rusia afirma que Hera califica como un IRBM y, por lo tanto, viola el Artículo 1, Artículo 6 del Tratado INF. [1]

Hera también se utiliza en el Programa de cohetes de sondeo de la USAF.

Hubo doce pruebas utilizando el sistema de misiles Hera lanzado desde Fort Wingate sobre las Montañas Datil hasta White Sands Missile Range entre 1997 y 2004. [2] En marzo de 2009, las pruebas se reanudaron con un decimotercer vuelo sobre las Montañas Datil. [3] Otras pruebas que utilizaron el HERA se llevaron a cabo completamente dentro del alcance de los misiles, como la prueba abortada el 13 de septiembre de 2006 del sistema Terminal High Altitude Area Defense (THAAD). [4]

Durante la prueba de vuelo THAAD FTT-11 el 11 de diciembre de 2009, el misil objetivo Hera no se encendió después de su despliegue en el aire, y posteriormente se estrelló contra el océano. [5] A raíz de este incidente, el director de la Agencia de Defensa contra Misiles, LTG Patrick O'Reilly, criticó duramente las prácticas de control de calidad de L-3 Coleman Aerospace, y en marzo de 2010 suspendió otras compras de Hera. [6] La suspensión se levantó el 9 de mayo de 2011 [7] cuando el Centro de Sistemas de Misiles y Espacio de la Fuerza Aérea y la Agencia de Defensa de Misiles estuvieron satisfechos de que Coleman había completado las acciones correctivas necesarias.

El 30 de octubre de 2013, el Pentágono anunció que L3-Coleman había ganado un contrato de $ 74 millones [8] para continuar desarrollando y suministrando objetivos de misiles balísticos de mediano alcance a la Agencia de Defensa de Misiles, superando a tres postores competidores, incluidos Orbital Sciences Corporation y Sistemas espaciales Lockheed Martin.


Hera - Historia

Hera es la reina de los dioses y es la esposa y hermana de Zeus en el panteón olímpico. Es conocida por ser la diosa del matrimonio y el nacimiento. A pesar de ser la diosa del matrimonio, se sabía que era celosa y vengativa con los muchos amantes y descendientes de su esposo Zeus.

También se sabía que volvía su ira hacia los mortales que se cruzaban con ella también & # 8211 por ejemplo, París, que eligió a Afrodita sobre Hera como la diosa más hermosa en el matrimonio de la ninfa marina Thetis con un mortal llamado Peleo.

En imágenes y estatuas, Hera es retratada como majestuosa y solemne, coronada con el polos & # 8211 una corona cilíndrica alta usada por muchas de las Grandes Diosas.

Incluso antes de su matrimonio con Zeus, ella gobernaba los cielos y la Tierra. Esta es una de las razones por las que se la conoce como & # 8216La Reina del Cielo & # 8217 & # 8211 gobernando Monte Olimpo donde viven todos los dioses y diosas.

Incluso el gran Zeus temía a su esposa Hera. Su odio interminable hacia Heracles, el hijo ilegítimo de Zeus y el mortal Alcmena se derivaba de su continuo adulterio y, entre otras cosas, Hera provocó una tormenta en el mar para sacar a Heracles de su curso y matarlo.

Zeus se enfadó tanto que la colgó en las nubes con una cadena de oro y le sujetó los pies con pesados ​​yunques. Su hijo Hefesto intentó liberar a su madre de su humillante posición, por lo que Zeus lo arrojó del cielo, y la caída le rompió la pierna.

Hechos sobre Hera

  • Hera era la reina de los dioses olímpicos.
  • Ella era la esposa y hermana de Zeus.
  • Hera era una esposa celosa y frecuentemente peleaba con Zeus por sus aventuras extramaritales e hijos ilegítimos. Por esta razón, Hera era conocida por castigar a los maridos ofensores.
  • Ella era la protectora de las mujeres, presidiendo matrimonios y nacimientos.
  • Aunque se adoraba a Hera en todas partes de Grecia, se erigieron templos en su honor en Argos y Salmos.
  • El pavo real era sagrado para ella.
  • Hera tenía pocas cualidades redentoras, si es que tenía alguna. Ella nunca olvidó una herida.
  • Los Titans Ocean y Tethys la criaron.
  • Hera a menudo se describe como & # 8220con cara de vaca & # 8221, aunque también se la llamaba la principal entre los inmortales en belleza.
  • Aunque puede haber sido físicamente atractiva, su personalidad vengativa la hace menos atractiva.
  • La Guerra de Troya habría terminado en paz, pero Hera tenía un gran interés en su resultado e influyó en Zeus para que cambiara de bando o permaneciera neutral.
  • Hera no tenía ningún concepto de justicia cuando estaba enojada o celosa porque no podía perdonar a las mujeres con las que Zeus tenía relaciones sexuales, incluso si eran inocentes de haber cometido un delito.
  • Ilithyia, una hija de Hera & # 8217s, ayudó a las mujeres en el parto.
  • En la historia de la Búsqueda del Vellocino de Oro, Hera fue una amable protectora de los héroes.
  • París otorgó a Afrodita la Manzana Dorada sobre Atenea y Hera.
  • Hera castigó a uno de los intereses amorosos de Zeus, Io, poniéndola a cargo de Argus. Argus tenía cien ojos y la vigilaba atentamente para que Zeus no pudiera acudir en su ayuda.
  • Hera convirtió a Calisto en un oso porque Zeus se enamoró de ella.
  • Hera organizó la muerte de Semele, otra de las conquistas mortales de Zeus, aunque ella no la causó directamente.
  • Hera nunca perdonó a Hércules por ser el hijo de Zeus, pero cuando Hércules murió y fue llevado al cielo, él y Hera se reconciliaron. Mientras estaba en el cielo, Hércules se casó con la hija de Hera, Hebe.
  • En algunas historias, fue por orden de Hera que Dionisio fue despedazado. Fue devuelto a la vida, y es esta resurrección la que se celebró en los teatros.

Vincular / citar esta página

Si utiliza parte del contenido de esta página en su propio trabajo, utilice el código a continuación para citar esta página como fuente del contenido.


Relaciones

Zeus es el marido de Hera. Según Hades, Zeus "eligió" a Hera durante su guerra con los Titanes, impidiendo que los otros dioses buscaran una relación con ella. Parece que tuvieron una buena relación en el pasado, basada en su aparente felicidad en los retratos. Sin embargo, Hera también se sentía atraída por Hades, algo que Zeus parece haber notado. A Hera también se le dio la tarea de ayudar a derribar a Kronos, algo contra lo que Hades estaba y declaró que si Zeus la amaba, no la haría pasar por eso. Zeus también había devorado a Metis, la madre de Hera, para desertar a su padre, Cronos. Se desconoce cómo reaccionó Hera a esta acción.

Zeus y Hera en el pasado.

En la actualidad, sin embargo, su relación se ha vuelto tumultuosa. Se pelean constantemente por las decisiones de los demás, y Hera resiente a Zeus debido a sus aventuras y comportamiento de mujeriego. Durante este tiempo, Hera comenzaría una relación intermitente con Hades que terminaría alrededor de los "80". Se desconoce si Zeus alguna vez se enteró del asunto. Durante el comienzo de la historia, aunque se los ve peleando con bastante frecuencia, Hera cree que Zeus está cumpliendo su promesa y está tratando de trabajar en su relación, completamente inconsciente del hecho de que se acuesta con su secretaria personal Thetis cada vez que los dos discuten.

A pesar de esto, Zeus no está dispuesto a dejar a Hera por una de sus amantes, y Hera parece aguantar la infidelidad de Zeus hasta cierto punto. Esto parece indicar que todavía se preocupan el uno por el otro en algún nivel. Incluso con la animosidad entre ellos, también se les ha visto llevarse bien y divertirse juntos, como cuando espiaron con entusiasmo a Hades y Perséfone desde su balcón.

Sin embargo, su relación se tensa aún más cuando Hera se siente frustrada porque Zeus descarta constantemente sus sospechas de que Apolo causa daño a Perséfone y Thetis envía a Hera desnudos de Zeus a través de un teléfono de quemador. Incluso cuando llegó tarde a Ares y Zeus en una pelea, es probable que haya escuchado a Ares confrontando a Zeus sobre dormir con Afrodita en los últimos meses, algo de lo que tal vez no estaba al tanto. Cuando Ares lastima accidentalmente a Hera, Zeus muestra preocupación, pero Hera, llena de rabia, echa a todos de su casa.

Zeus le ha revelado a Hades que sabe que es un mal marido, pero que realmente ama a Hera. A pesar de que Zeus reconoce sus defectos, las cosas continúan empeorando cuando Hera descubre que se ha emitido una orden de arresto tanto para Deméter como para Perséfone y regaña a Zeus por su trato a Hades después de decirle que Perséfone solo lo está usando a él.

Más tarde, se muestra que los dos están durmiendo en diferentes habitaciones cuando Hera tiene una pesadilla sobre Kronos y se despierta gritando de dolor. Zeus inmediatamente corrió hacia ella y la ayudó a entrar en la ducha para refrescarse mientras la consolaba diciéndole que su padre se había ido. Ambos, sin embargo, están en estado de shock y horrorizados cuando su vieja cicatriz de la guerra se abre de repente. Al día siguiente, llamaron a un médico para ver cómo estaba, pero Hebe y el nuevo asistente de Hera, Echo, están en la habitación con ella mientras Zeus está afuera.

Infierno

Hades es el cuñado de Hera y antiguo amorío. Se llevan muy bien, aunque, como señala Hebe, a veces puede llevarse sus frustraciones con Zeus al Hades. Los dos se conocieron cuando Zeus lo liberó y Hera recibió la tarea de ayudar a sus heridas. Cuando Hades la vio, se sintió débil e incapaz de hablar, pero la encontró hermosa y los dos se inclinaron para besarla. Hades dijo una vez que Zeus "eligió" a Hera y, por lo tanto, estaba fuera de los límites, pero los dos permanecieron cerca, algo de lo que Zeus era. Hacia el final de la guerra, Zeus y Hera idearon un plan para acabar con Kronos, pero Hades le suplicó que no lo hiciera, preocupado por su seguridad, y afirma que Zeus nunca le pediría que lo hiciera si realmente la amaba. Leto, un ex mejor amigo de Hera antes de su pelea, le dice a Perséfone que Hades incluso le propuso matrimonio a Hera, pero ella lo rechazó después de la guerra.

Hades y Hera en el pasado.

A pesar de esto, parece que los dos todavía se mantuvieron una vela el uno por el otro durante siglos y debido a la constante infidelidad de Zeus, Hera, en represalia, tuvo un romance a largo plazo con Hades. Los dos acordaron detenerse en los "80" y han seguido siendo amigos cercanos desde entonces, pero ella ha mostrado un gran odio hacia Minthe, una ninfa y novia suya desde hace mucho tiempo.

Cuando se entera de la atracción de su cuñado por Perséfone, inicialmente lo desaprueba, pero después de considerarlo un poco, decide probarlo en secreto para ver si es adecuado para Perséfone. Esto incluyó besarlo de repente a lo que él se apartó y le recuerda que los dos terminaron las cosas en los años 80. Más tarde esa noche, ella hace que Hades se quede a cenar con Perséfone y luego los espiaría a los dos con Zeus. Después de la cena y dejar a Perséfone en casa, Hades le deja un mensaje de voz a Hera, diciéndole que nunca podrían repetir la historia, ya que él ha terminado de ir a ella cuando quiere lastimar a Zeus. Hera estaba complacida con este mensaje de voz y escribe en su diario que Hades tiene sus bendiciones para cortejar a Perséfone, dándole a la relación todo su apoyo y aliento.

Después de que Deméter y Perséfone tienen una orden de arresto, Hera muestra una gran ira hacia Zeus cuando básicamente le dice a Hades que no había forma de que Perséfone pudiera realmente valorarlo. Más tarde llega al inframundo, queriendo hablar con Perséfone y le promete a Hades que no llevaría a Perséfone a Zeus.

Perséfone

Hera conoce a Perséfone desde que era niña. Hera se quedó prendada de ella después de que le dijo que era hermosa, y Hera también dejó una impresión en la joven Perséfone. Cuando Perséfone llega al Olimpo, Hera busca protegerla después de enterarse de la atracción de Hades hacia ella, amonestándolo por decir cosas lascivas sobre alguien tan joven e impresionable. Sin embargo, cuando se da cuenta de que Hades y Perséfone se atraen mutuamente, y después de que Hades pasa su "prueba", comienza por firmar la pasantía de Perséfone en el inframundo con la intención de acercarlos. Incluso después de aprobar la creciente relación de Hades y Perséfone, también imagina a Perséfone como futura nuera si se casara con uno de sus dos hijos con entusiasmo.

Cuando Hera toma de la mano a Perséfone y sin darse cuenta siente su trauma por haber sido violada, se siente devastada y se decide a descubrir quién la lastimó, demostrando que se preocupa profundamente por Perséfone y su bienestar mental. Más tarde, Hera la visita a ella y a Hades en el inframundo y habla con Perséfone a solas para reunir más pruebas sobre lo que Apolo le hizo. Ella consigue que su hijo, Hefesto, se deshaga de las fotos de chantaje de ella después de darle la tarjeta SIM.

Minthe

Tiene un desdén extremo por la ninfa del río y desaprueba la relación de Hades con ella. Hay momentos en los que dice descaradamente cosas horribles sobre Minthe, como sugerirle a Hades si puede convertir a Minthe en una bestia horrible por su bien. Hera también habla mal de ella constantemente durante las reuniones familiares, según Minthe.

Apolo

Hera rompiendo la solicitud de Apolo para casarse con Perséfone

Después de que Hera se entera de sus visiones de que Perséfone fue violada, conoce a Apolo disfrazado como ella y luego se revela después de quemarle la mano. Más tarde, ella se ríe y rechaza su bendición de casarse con Perséfone rompiendo su solicitud, quemándola y le dice "No". Actualmente está reuniendo pruebas en su contra por lastimar a Perséfone. Después de reunirse con Perséfone y confirmar sus visiones, se propone destruir las imágenes y la evidencia que Apolo tomó para el chantaje, que se resuelve gracias a Hefesto y Aetna en los episodios 142 y 143.

Zeus le había dicho a Hera que buscara otro asistente durante algún tiempo y, a pesar de la protesta de Hera, contrató a Echo. Hera le dice a Echo que no necesita un asistente y casi la despide en el acto, pero después de ver lo bien que se manejaba Echo en situaciones difíciles, como cuando Apollo irrumpía en su oficina, le dice a Echo que se quede y tome notas. Estaba tan impresionada con el té que preparó Echo que preguntó su nombre y le permitió quedarse.

Hera y Echo trabajando juntos.

Hera y Echo continuarían trabajando juntos y Echo llevaría a Hera al hotel en el que Persephone se quedó donde Hera encontró su teléfono celular. Echo le ofreció ayuda con el teléfono celular y aunque Hera sabía que podía ayudar, mantuvo su promesa de mantener en secreto el contexto del teléfono.

Más tarde, Hera tendría una pesadilla de Kronos y gritaría de dolor. Zeus la llevaría a la ducha para refrescarla solo para ver que su vieja cicatriz de la guerra se había reabierto de alguna manera y estaba sangrando. Cuando Astraeus revisaba a Hera, Echo y Hebe estaban a su lado. Parecería que los dos ahora se han hecho amigos fuera del espacio de trabajo y Hera se siente cómoda de tener a Echo a su lado y que Hebe y Echo se conozcan. & # 160 & # 160

Leto y Hera solían ser amigos muy cercanos, hasta que tuvieron una pelea que "sacudió a todo el reino". Aunque se desconoce la naturaleza de su pelea, Hera arrojó a Leto al exilio social debido a eso. Ahora hay mucha mala sangre entre los dos.


Los héroes del Olimpo

El héroe perdido

Antes de que comience el libro, la diosa Khione atrae a Hera a una trampa donde queda atrapada en una jaula que utiliza su poder para despertar a Porfirión y, en consecuencia, a Gea. Ella aparece principalmente en sueños y visiones para convencer a Jason Grace, Piper McLean y Leo Valdez de que la liberen.

Las visiones que Leo ve de ella son en la forma de su vieja psicótica & # 160 niñera & # 160Tía Callida & # 160 que intentó matar a Leo varias veces, para prepararlo para su destino como héroe. & # 160 Lo puso en una chimenea encendida cuando él tenía dos años, lo dejó jugar con cuchillos cuando tenía tres, y cuando tenía cuatro ella le dio una serpiente de cascabel. Cuando ella & # 160babysat & # 160him por última vez, & # 160Leo hizo un dibujo de un barco que fue & # 160volado & # 160 por el & # 160viento, a lo que & # 160Tía dijo: "Todavía no es hora, pequeño héroe". & # 160 & # 160El barco que dibujó fue & # 160el & # 160Argo II, que luego construyó & # 160.Tía Callida era en realidad Hera.

Piper usa su charmspeak para adormecer a Gea, lo que le facilita a Leo cortar la conexión de Gea con la jaula. Mientras tanto, Porphyrion despierta y lucha contra Jason, pero no antes de saludar a Hera. Leo y Piper logran liberar a Hera, y ella ordena a los semidioses que cierren los ojos mientras ella se transforma en su verdadera forma divina, desatando su poder que mata a los monstruos, restaura la Casa del Lobo a su estado anterior y revive a los Cazadores de su estado congelado. estado. Sin embargo, Jason no cierra los ojos a tiempo y casi muere, pero Piper logra traerlo de vuelta usando su charmspeak y ordenándole que se despierte. Sin embargo, la razón del regreso de Jason a la vida probablemente podría ser el encarcelamiento de la Muerte.

Thalía y Hera tienen una breve discusión, pero Piper interviene. Hera transporta a los tres campistas de regreso al Campamento Mestizo. Más tarde, Hera le explica a Jason que él y Thalía tuvieron que ser separados ya que su situación, una hija de Grecia y Roma nacida en la misma familia, es peligrosa y previamente desconocida. Ella le admite a Jason que está tan amargada con los héroes porque no tiene ninguno de sus propios hijos semidioses, y sus propios hijos piadosos, Ares y Hefesto, son ambos una decepción. También confiesa que a menudo nunca comprende los estados de ánimo de Zeus, pero que sus acciones actuales son desconcertantes incluso para ella, al borde de la paranoia. Ella revela que ella es la diosa protectora de Jason, le guste o no a Jason.

El hijo de neptuno

Juno presenta a Percy Jackson a los campistas como un hijo de Neptuno y muestra su forma piadosa a todos en el campamento. Los campistas se inclinan con respeto con la excepción de Percy, quien no siente que ella se merezca su respeto porque tuvo que cargarla durante tanto tiempo, casi muere en el camino. Percy le pide que le devuelva la vida y la memoria, pero ella se niega diciendo que tiene que tener éxito en el campamento antes de entregárselo a los campistas romanos y desaparecer en un destello de luz.

Hera reaparece en el sueño de Percy para hablar con él y responder algunas de sus preguntas sin mala voluntad, a pesar de su agresividad. Ella es mucho más paciente con Percy que antes, solo se queja cuando él intenta atacarla y nunca muestra ningún signo de ira. Ella le advierte que Annabeth será la que cause más problemas en el futuro (lo que enfureció aún más a Percy al recordar que Hera odiaba a Annabeth), aunque la heroína ayudó mucho en las próximas batallas.

La Marca de Atenea

Debido a la lucha entre los semidioses romanos y griegos del Campamento Júpiter y el Campamento Mestizo, respectivamente, los dioses se enfurecen con Hera y ella huye del Olimpo.

La sangre del Olimpo

Cuando Jason, Piper y Annabeth limpian el palacio de Ulises de pretendientes, Hera puede aparecer debido al matrimonio sagrado. Durante la batalla, Jason resulta gravemente herido al ser apuñalado en las entrañas, por lo que Piper y Annabeth le piden a Hera que lo cure. Sin embargo, la diosa se niega. Ella y Annabeth comienzan a pelear, pero al final confirma las sospechas del grupo antes de desaparecer.

Cuando Reyna, con la ayuda de seis pegasos, finalmente logró colocar el Atenea Partenos en Half-Blood Hill, la luz dorada se propaga por el suelo, filtrando calor en los huesos de los semidioses griegos y romanos, y curando a todos los olímpicos (incluida Hera) de sus personalidades divididas. Como resultado, Hera llega rápidamente a Atenas y se reúne con sus compañeros olímpicos en la batalla final con los Gigantes, montada en un carro dorado tirado por pavos reales enormes y extremadamente brillantes. Después de la batalla, se vio a Hera teniendo lo que Jason piensa que es "una discusión intensa" con Demeter y Poseidon.

Posteriormente, Zeus confrontó a su esposa por lo que había hecho, alegando que su interpretación de la Profecía de los Siete y posteriormente tomarla en sus propias manos llevó a la inevitable conclusión de la guerra contra los Gigantes. A pesar de que estaba claramente asustada por las acusaciones de su marido, él todavía la perdonaba porque entendía que había actuado con buenas intenciones.


Historia americana

La idea errónea dominante del Movimiento de Derechos Civiles (CRM) es que ocurrió en un período de tiempo muy corto, es decir, entre 1954-1965. Calificada como la “fase clásica” del CRM, no hay duda de la influencia que tuvo la televisión al entregar todas las noches a las salas de estar de la clase media estadounidense y, de hecho, al mundo, escenas de brutalidad e injusticia de segregación en el Sur.

Mientras Estados Unidos libraba una guerra larga y costosa en Vietnam y las noticias de televisión mostraban un recuento cada noche de las bolsas para cadáveres con soldados estadounidenses muertos (edad promedio de 19 años), la clase media blanca de Estados Unidos comenzó a examinar su propia conciencia y valores morales preguntándose por qué estaban luchando por la libertad y la democracia en el extranjero cuando millones de sus propios ciudadanos en casa (principalmente afroamericanos) no tenían estos privilegios.

Liderado por su luminaria, Martin Luther King, (MLK), el CRM atrajo el apoyo de las masas en todo Estados Unidos y la elocuencia de MLK con su agenda de no violencia brilló como un faro. Alternativamente, el CRM tenía un lado más oscuro que rechazaba la agenda no violenta de Kings con grupos como Black Panthers, Nation of Islam y Black Power que abogaban por la autodefensa y asustaban a los blancos estadounidenses.

Si bien la mayoría de las clases de Zoom de 10 semanas discutirán la "fase clásica" de los derechos civiles, también veremos los antecedentes históricos que comenzaron con la emancipación de los esclavos de Lincoln durante la Guerra Civil estadounidense (1861-65) y la reconstrucción de la Sur hasta finales del siglo XIX.

A lo largo del siglo XX, observamos los eventos que afectaron los derechos civiles como la Depresión, la Primera Guerra Mundial y la Segunda Guerra Mundial, el KKK y los linchamientos, las bases, los presidentes Kennedy y Johnston, Vietnam, la contracultura, los movimientos por la libertad y Estados Unidos en llamas en 1968 cuando los disturbios se extendieron por todos. ciudades importantes.

Buscaremos detrás de los titulares y obtendremos la "historia detrás de la historia" y disiparemos algunos mitos que prevalecen en la narrativa popular.

Civil Rights in America es una historia fascinante pero también vasta y solo rascamos la superficie y resaltamos los puntos más destacados de la historia. Si tenemos suficiente tiempo al final, podemos discutir dónde estamos hoy en relación con los derechos civiles. Siguiendo a un presidente de color (Obama) al actual presidente (Trump) y con un nuevo presidente electo (Joe Biden) esperando entre bastidores, intentaremos establecer si las relaciones raciales han mejorado o disminuido en los últimos 50 años desde el final de la "fase clásica"

Tenga en cuenta:
La inscripción al curso para este bloque ya está cerrada & # 8230


El matrimonio de Zeus y Hera

Si bien algunos afirmaron que la pareja estaba inicialmente feliz, otras fuentes insinuaron que Hera era propensa a los celos al principio de su relación.

Cuando Zeus se tragó a Metis, no sabía que ella ya estaba embarazada de su hija. Atenea nació de la cabeza de su padre y, en general, se la describió como sin madre en ningún sentido real.

Según algunas leyendas, Hera estaba celosa de que su esposo hubiera producido una diosa tan poderosa sin ella. A cambio, ella creó a Hefesto sin él, pero fue frustrada cuando el niño nació cojo y deformado.

La tendencia de Hera a ser celosa y rencorosa hacia los hijos de su esposo continuó durante todo su reinado.

Zeus era conocido por tener muchas amantes. Fue padre de algunos dioses, pero la mayoría de sus hijos eran mortales que se convirtieron en grandes héroes, reyes y reinas.

Casi siempre se describía a Hera como celosa de estos niños, hasta el punto de que se veía impulsada a la venganza. Sus sentimientos probablemente se vieron exacerbados por el hecho de que Zeus parecía preferir a estos niños humanos a su propio hijo, Ares.

Hera solía descargar su enojo con las mujeres con las que Zeus se había acostado. Por ejemplo, convirtió a la reina libia Lamia en un monstruo cuando se enteró de que Zeus había tenido hijos con ella.

A veces, su ira puede ser mortal. Semele, la madre humana de Dioniso, fue engañada por Hera para que viera a Zeus en toda su gloria. Ningún humano podría sobrevivir a un evento así, y Semele fue quemada viva.

Women who were pursued by Zeus learned to avoid Hera as well. Io, who had been turned into a cow by Zeus to hide her from his wife, spent years wandering the earth to avoid both Zeus’s advances and Hera’s punishment.

This attitude was not reserved just for mortal women. Her fellow goddesses could feel her wrath, as well.

When Leto went into labor with Apollo and Artemis, Hera prevented the goddess of childbirth from attending to her. Without Eileithya’s help, Leto’s labor was slow and painful.

Her most famous anger was directed not at one of Zeus’s mistresses, but at his son. In the legends of Heracles, his stepmother is featured as his constant antagonist.

Hera tried to kill him as an infant, but when Heracles survived and grew into a strong young man she redoubled her efforts. She drove him made so that he killed his own family, then orchestrated the twelve labors that would earn him absolution.

Even during his decade of servitude, Hera interfered to make the labors of Heracles more difficult and dangerous. For example when Hippolyta, the queen of the Amazons, was ready to help the hero Hera spread a rumor that caused the warrior women to attack him instead.

The disputes between Hera and Zeus were not limited to his extramarital affairs. En el Ilíada, Hera conspired to make Zeus sleep so the gods could be free of his command to stay out of the battles of men.

In another instance, she even plotted with Poseidon to remove her husband from power. They were unsuccessful, and it was many years before Zeus forgave them for the attempt.

Despite their many problems, the two were never enemies. When Ixion planned to assault the goddess, her husband not only prevented the attack but gave Ixion a harsh punishment in Hades for the crime of attempting to violate his wife.

My Modern Interpretation

Despite their contentious marriage and her flights of jealousy, Hera was known as the goddess of marriage.

Her fury toward her husband’s indiscretions can be attributed to this domain. She ruled over the proper arrangements of marriage, and her husband’s many affairs were a direct affront not only to their marriage, but also to her role as a goddess.

Greek culture commonly accepted, however, that men often cheated on their wives. Women were bound by the laws of monogamy, but their husbands often took mistresses.

In this view of marriage, Hera really did embody the role of a Greek wife. While Zeus had dozens, if not hundreds, of children, Hera was always faithful.

Unlike Aphrodite, for example, she had no affairs during her marriage and had taken no lovers before it. Aside from the avowed virgins, she was one of the only goddesses to never have a child outside of her marriage.

In this way, the relationship between Zeus and Hera did represent an ideal, albeit one that seems horrible to modern readers.

For his part, Zeus was unfaithful but was rarely seen treating Hera with particularly cruelty. He was as well-known for his short temper as she was, but he rarely displayed this trait with his wife.

In only one story did Zeus punish Hera for her actions – when she plotted to overthrow him. This rarely-repeated story appears to be a later myth, however, and most stories show him as a protective and peaceable, albeit unfaithful, husband.

Zeus and Hera as king and queen of Olympus were not expected to have a loving relationship. Theirs was, like most rulers, a marriage of political necessity.

Thus, they represented the ideal for the nobles of Greece, who lived much different lives than the common people. While the lower classes could marry for love, the wealthy formed unions to strengthen their power and looked to Hera and Zeus as an example of a couple that married for political reasons but enjoyed a certain measure of comfort in their relationship.

Still, the Greeks seemed to realize that their goddess of marriage did not have a perfect union. It would, ironically, be her most hated stepchild who finally fit the ideal.

While Hera was famously jealous, her divine stepchildren rarely attracted particular ire. Regardless of their origins, once they were welcomed into Olympus Dionysus, Hermes, Apollo, and Artemis were her peers and above her petty attacks.

In his mortal life, Hera’s attacks on Heracles had been relentless. When his mortal life ended and he became a god, however, she ended her campaign against him.

Heracles married Hebe, the daughter of Zeus and Hera and the goddess of youth. He became Hera’s son-in-law and an official member of his father’s household.

Heracles had followed his father’s tendencies in life and had many affairs, but he was said to have settled down in a happy marriage with Hebe. Zeus and Hera’s children were able to exemplify the happy, stable relationship their father and mother had never been able to represent.

In Summary

Zeus and Hera were not each other’s first choice in partners. Zeus married one Titaness and courted another before marrying Hera to ensure that their son would not be powerful enough to overthrow him.

Hera resisted the marriage at first, but eventually gave into her brother’s proposal. While they were said to have enjoyed a brief period of peace and happiness, this quickly gave way to conflict.

Zeus was notoriously unfaithful to his wife, while Hera was known for her extreme jealousy. Many of his mistresses and their children fell afoul of Hera’s terrible temper.

Most famously, she served as the antagonist in the legends of her stepson Heracles. She attempted many times to cause his death or just make his life difficult, even driving him insane and forcing him to kill his own family.

Hera occasionally worked against her husband, as well. In one story, which appears to have not been widespread, she even plotted to overthrow her husband.

The marriage of Zeus and Hera was tumultuous even though they were supposed to represent the ideal king and queen. As the goddess of marriage, Hera’s own relationship seemed unhappy and contentious.

There was a degree of idealism in how the couple was shown, however. Hera was appropriately faithful, and Zeus was both protective of his wife and remarkably even-tempered with her.

In this way Zeus and Hera represented not an average marriage, but the type of politically-motivated relationships entered into by human kings and queens. Without deep love or an expectation of fidelity on the husband’s part, the rulers who looked up to them hoped to emulate their relatively peaceful cohabitation.

Eventually, a more perfect Olympian marriage would be exemplified by Heracles and Hera’s own daughter, Hebe. Late in their history, the Greeks adapted their mythology to include a more loving and faithful couple in the household of their king.


Nuestra historia

HERA successfully launched our Future Forum 20/20 VISION conference, highlighting the role innovation has to play in positioning our industry for long term success and to prepare for future disruptions. We also developed Pūtātara – our digital content support service, which included refurbishing an existing storage space to create a multi-media room to support industry in amplifying their voice. HERA was also certified zero carbon for its operations, and refurbished our workshop at HERA House to create our Fab4.0Lab. These initiatives were pivotal in meeting our commitments to sustainability and developing an Industry 4.0 framework. All in all, 2020 was a tough year – but we responded well to the Covid-19 pandemic, having already focused on building our digital services for members and ramping up SFC and training activities. Matthew Kidson takes over as our Executive Chair, in a year where we publicly released our new vision to secure tomorrows industry by innovating today, and mission to build a passionate tribe of metal heads who innovate successfully. This was embedded via a new strategy and focus on automation and industry 4.0 within our framework. We also announced the build of a new Innovation Centre to facilitate technology transfer, prototyping, research & training, as well as launched welding productivity and automation capability assessments to benchmark industry performance. We became a founding member of the Diversity Agenda, selecting Sarah Lewis as our first inaugural recipient of our Whanake Scholarship to improve Maori engagement in engineering. We also completed pivotal research on how NZ society perceives steel and our metals industry in general, which will form our key communication campaigns in the coming year. We also debuted our podcast ‘Stirring the Pot’, and were instrumental in re-invigorating the Sustainable Steel Council as we work to meaningfully participate in the zero emissions conversation.

Troy Coyle becomes our first female CEO following the retirement of longstanding Director Wolfgang Scholz. We celebrate 40 years of HERA and focus on ushering in change when it comes to our R&D focuses by introducing a new panel projects process to increase engagement and transparency. R&D confirms strong performance of steel in the Kaikoura earthquake and investigation into light steel gauge framing in multi-storey buildings shows it can help solve housing shortages in New Zealand – particularly Auckland. We also launch our Innovation READY program, online digital library, new look website and expand our reach on social media platforms. This year we are also the first industry to assess our economic contribution using Treasury’s Living Standards framework.

Mike Lehan becomes Chair in a particularly booming steel construction sector which benefited our strategic focuses. Our R&D saw many transitions with AS/NZS 5131 moving from draft to publication and the ending of our AGGAT program due to a lack of funding & industry support. SFC continued to grow from strength to strength. Fair and free trade and balanced decision making in government procurement continued to drive our advocacy works. And after 31 years of loyal service, our year closed out with the retirement of our Director Dr Wolfgang Scholz.

Under Chair John Frear and a solid levy surplus – it was a productive year. Our standards work saw the first joint Australian and New Zealand Standard 5100.6 Steel and Composite Construction and Draft AS/NZS 5131 Fabrication and Erection of Steel released for public comment. HERA ANB also issued 60 qualifications, with 21 members become certified under the SFC scheme. Now representing 75% of this capacity in New Zealand.

The Greek goddess Hera was known as the goddess Juno by the Romans. It is Juno who torments Aeneas on his trip from Troy to Italy to found the Roman race. Of course, this is the same goddess who so vehemently opposed the Trojans in the stories about the Trojan War, so she would try to put obstacles in the path of a Trojan prince who escaped the destruction of her hated city.

In Rome, Juno was part of the Capitoline triad, along with her husband and Minerva. As part of the triad, she is Juno Capitolina. The Romans also worshiped a Juno Lucina, Juno Moneta, Juno Sospita, and Juno Caprotina, among other epithets.


Appearence [ edit | editar fuente]

In Greek Mythology, Hera was usually depicted as a mature and tall women who possess an incredible beauty. Hera has a big beautiful eyes, soft and beautiful white skin. She also likes to wear an elegant, expensive and modest dresses. Hera often wears veil and a crown called polos. The crown was decorated with precious gemstones and it was meant to show her status as Queen of the Gods.

She is usually seen with her sacred animals and often enthroned. She holds her golden lotus-tipped sceptre on her left hand which represent the divine symbol of feminine power.


Ver el vídeo: Ήρα Κατσούδα - Ανδρέας Πασπάτης Stand Up For U 2016 (Noviembre 2021).